Bienvenidos a El Mundo según Cecilia

Ni en broma ni en serio sino que en ambas formas y gracias a la guìa de mi hija Elizabeth, aquì estoy dando a luz a mi cuarta intervenciòn en Internet, siendo mis anteriores websites www.cablenet.com.ni/historyarte , www.cablenet.com.ni/historia/histoper y www.cablenet.com.ni/rubendario .Soy Cecilia, historiadora y profesora de idiomas tan orgullosamente nicaraguense como nuestro rìo San Juan, tengo 48 años y 27 dìas al momento de comenzar este parto, y es un intento por saltarme la barrera de las censuras, derribar el muro de Berlìn de los convencionalismos gazmoños y evitar que mis aportes se vean entorpecidos por la mediocridad. Aquì encontrarèis mis artìculos sobre historia, mis relatos de terror que sacan tinta de la sangre de los campos de guerra de la Nicaragua violenta de los años80, mis pensamientos filosòficos y mi amor incondicional por los animales. Quizàs sea la màxima expresiòn del egocentrismo militante y el sadismo utilitario, pero os prometo que no estarèis indiferente a nada, que ya es algo en este mundo de tedio y aburrimiento. Pasad adelante y gozad, o a como dicen los "cops" en Estados Unidos: Relax and enjoy it!
Cecilia Ruiz de Ríos
31 de octubre de 2007,Managua

lunes, 26 de noviembre de 2007

rièndose a mandìbula batiente


LA PERA DE BOXEAR DE DEMOCRITO DE ABDERA

-Lo màs importante que hizo Demòcrito de Abdera no fue hablarnos del àtomo,sino sentir pasiòn galopante por la risa como bálsamo para curar las heridas del destino.
-El aprendizaje es completo cuando no solo el alumno adquiere màs conocimiento sino tambièn cuando el maestro aprende a la par suya.
-Cuando la naturaleza pasa mala noche produce adefesios como los machistas.
-Mi madre me dijo que no me dejaba estudiar bellas artes porque los bohemios me convertirìan en puta. Hoy ya vieja, ni gocè en el lecho ni aprendì a pintar.
-Al aberrado que le gusten los calendarios baratos de garaje y fotos de chetos al aire merece que se lo cojan con alambres de pùas embarrados en chile de palo.
-Os he descargado con aguas de cotidianeidad por el inodoro del olvido.
-Las mejores fotos consideradas porno uno no las posa, pasan inèditas cuando ni càmara tenemos cerca.
-La decepciòn es el amargo purgante que nos tragamos tras habernos empachado de ilusiones estùpidas.
-La mejor castración se la autopractica el hombre cuando no logra amar la perfección de una mujer.
-No puedo recibir disculpas suyas.Ud. sigue siendo una interrogante que no quiero ni siquiera descifrar.
-Yo quiero este tributo de parte suya: ser la mujer a quien màs ha odiado en su vida.
-Las feromonas son los contratistas de los payasos para hacer reir a nuestra lìbido, aunque el resto del cuerpo llore.
-La patanada es el deporte nacional que practican con entusiasmo los hombres en Nicaragua.
-Os habèis fijado que los jardines de las sedes de compañìas que envenenan al medio ambiente son siempre los màs verdes y floridos? Macabra compensación?
-La genuina sabiduría consiste en no querer lucirse lindo en pañales cuando ya nos cabe mejor un bastòn y lentes bifocales.
-El pendejo fue creado por dios para enseñarnos al resto de los humanos cuànta imperfección cabe en una sola persona.
-Era un carajo tan obnoxio que cuando se muriò ni sus propios gusanos se lo querìan comer.

domingo, 25 de noviembre de 2007

lo que no nos dan en las aulas


El recorte del filete: los aspectos inmencionables de libertadores, unificadores y caudillos
Cecilia Ruiz de Ríos

“Al leer el artículo sobre los unificadores de naciones, me parecieron tan perfectos esos señores que me sentí indigno de estar vivo,” me dijo mi alumno Mario con una sonrisa de sorna. “Todo filete originalmente traía pellejo inmasticable,” decía el famoso galo Vatel a quien debemos la crema batida. Miremos entonces los recortes de esos filetes que fueron los grandes independentistas y unificadores.
Julio César sintió una extraña mezcla de amor y odio por el adolescente avernio Vercingétorix, quien como príncipe rubio y osado casi vence a las legiones romanas cuando se fueron a la conquista de las Galias, lo que hoy es Francia. El mostachudo teenager sopapeó duro a los romanos, pero cuando la experiencia de Julio César le jugó una mala pasada durante un sitio, Vercingétorix manchó su nombre de lodo y sangre al ofrecer salida a ancianos, mujeres y niños de su tribu para que fueran a buscar cómo sobrevivir siendo esclavos de los invasores. Este craso error le costó al avernio una asquerosa mácula para la posteridad.
En el siglo III de la era cristiana, una hermosa monarca árabe llamada Zenobia mostró gran valentía al defender su natal Palmyra contra las legiones romanas. Ella personalmente montó su corcel para dirigir sus huestes contra los romanos, quienes perdieron la pacierncia cuando ella osó llamar emperador a su hijo. El emperador Aureliano se enojó y en el año 272 se tomó Palmyra y la valiente y bella reina fue llevada a Roma en cadenas como trofeo de guerra, donde fue exhibida. Tras su exhibición en traje de Eva por las calles de Roma, Zenobia genuflectó, recibió una pen$ioncita de los romanos y hasta se casó con un patricio, olvidando sus ímpetus de guerrera independentista.
Al unificador de las Galias en el medievo, Carlomagno, le ensucian la imagen recordando que como esposo fue tan inestable que se le achacan 4 esposas, incontables amantes, y el hecho que fue un papi tan celoso con sus golosas hijas que se hizo birriondo permitiendo que las chicas no se casaran pero sí que mantuvieran a sus amantes en todo el sentido de la palabra. No sería la única figura de la Edad media que saliera con su reputación averiada debido a conducta personal. El gigantesco y alegre caudillo escocés William Wallace jamás se casó con su amada Marion Braidfute, una heredera con la cual manufacturó una hija. Wallace insistía en estar libre de toda atadura para poder amar y liberar a Escocia de una vez por todas, y aunque en la cinta Braveheart el patanguito Mel Gibson decora el inicio con una boda en el bosque, eso es puro estiércol hollywoodense procesado con melcocha para los que no leen. La tormentosa sexualidad de Ho Chi Mihn (padre del Vietnam modern)con su capacidad para satisfacer a las más exigentes pero sin dar fidelidad a cambio-y la indiferencia del boinudo asmático Ernesto Che Chevara ante sus dos consecutivas esposas e hijos serían otros detalles personales que ensuciarían la imagen que estos revolucionarios quisieron proyectar en el siglo XX. Pero quizás lo peor fue lña vestimenta de dandy inicial, el fracaso como abogado litigante o el gusto por la violencia intrafamiliar que el seudo- santo Mahatma Gandhi de la India quiso ocultar bajo su sonrisa beatífica, pues era experto sopapeador de su esposa Kasturbai y un padre cruel para sus hijos, quienes acabaron dedicados al alcohol, la vida sucia o religiosamente confundidos.
Muchos creen que Vlad Drácula III El Empalador de veras fue vampiro gracias a las sandeces del borracho irlandés Bram Stoker en su novela difamatoria, pero el gran patriota rumano hubiera sido feliz si hubiera tenido en realidad la capacidad de hacerse murciélago o convertirse en niebla para poder atacar a los invasores otomanos. Adorado a como es Vlad por todos aquellos que valoramos la autodeterminación por encima de todas las cosas, el susodicho también tenía su lado oscurita, y entre las cosas que se le reprochan es haber matado tras opípara cena a muchos mendigos y discapacitados, ya que para él no servían para nada.
El borrascoso pasado de pillo salteador de caminos fue un gran impedimento para que muchos tomaran en serio al cosaco Stenka Razin cuando éste quiso formar una república en tiempos en que Pedro I el Grande de Rusia estaba tomando las riendas del poder para modernizar a su reino. Ni el mismo Stenka negaba sus torticerías cuando despojó a muchos de sus pertenencias, y para colmo su ejemplo se repetiría en la robusta y mostachuda figura morena de Doroteo Arango(más conocido como Pancho Villa) cuando en el siglo XX le dio por dar sustos durante la Revolución Mexicana. Tanto fue el atrevimiento del forajido mejicano que hasta se dio el lujazo de meterse por la puerta trasera a territorio estadounidense, asustarle los frijoles a los gringos y morir la típica muerte de un bandolero.
Altote, chiclán, infértil, chintano y muy arrogante, el primer presidente oficial de Estados Unidos Jorge Washington fue figura clave como general dirigiendo a los coloniales en contra de los casacas rojas ingleses para poder independizar a la Yunáit-estáte-quieto. Hasta una Navidad la pasó en combate, muriéndose de frío y probablemente extrañando las medias de seda que usaba para sus soireés. Ni quiso aceptar ayuda de Robert Rogers, experto en guerra de guerrillas y el padre espiritual de los Bopinas Verdes y tropas élites Rangers de los gringos. Pero una vez que saboreó las mieles del poder, Washington sacó las cuentas de cuánto había gastado de su bolsa personal durante la liberación de su país, y pidió con cara de yo- no- fui un reembolso.
La mesticita Rafaela Herrera también languideció por dinero que el rey español a quien tan bien sirvió no le quería dar por haber venido al mundo en la parte mojada de la cobija. Resulta que nuestra linda Payita no era tan nuestra, habiendo nacido de un romance “tras la puerta” de su padre español con una mulatita jadeante allá en Cartagena de Indias en Colombia, y en aquellos entonces ser bastardo era como estar apestado de SIDA hoy en día. Cuando Rafaela era una mocita y su papi murió, tuvo que fajarse las enaguas para repeler el ataque de los piratas por el Río San Juan, defendiendo la provincia de Nicaragua en 1762(cuenten, faltaban 59 años y dos meses para “declararnos independientes”) porque “España tenía mujeres que también la defendieran”. Posteriormente Rafaela jamás tocaría cañón ni mosquete, se casaría para tener una charpa de hijos, esperar angustiada que el rey le pasara una miserable pensión y finalmente se dedicó a criar chanchos para poder medio comer.
A dos campeones de la libertad se les acusa de ofrecer en bandeja el destino de sus vecinos con tal de salvar el pellejo de sus países: al sexy Simón Bolívar de Venezuela, y al patilludo Lájos Kossuth de Hungría. Mi ex teacher Danielle Rocher en su libro Vencedores o Villanos plantea que Simón ofreció lo que sería la independencia aún en ciernes del istmo centroamericano como carne de cañón para el español con tal de liberar a Venezuela, lo cual lo deja muy mal parado en la historia. Al final de su vida, solo, tísico, sin hijos y odiado, Simón amargadamente dijo que “Latinoamérica es un sitio que solo permite emigrar, ya que estos países son ingobernables y propensos al caos.” Sería que entonces habían mandatarios ineptos con consortes ludópata o revueltas en el sector de transporte?
Lajos Kossuth por su parte, aunque es amado en Hungría, es públicamente odiado en Bosnia, y no es para menos. Cuando Kossuth se quería sacar del pelo a los estrujantes Habsburgos que controlaban lo que era Austro-Hungría, quiso desviar la atención de los austríacos hacia el jugoso bocado de Bosnia para que ahí se distrajeran. Los mismos dirigentes húngaros afirmaban que los “salvajes bosnios” debían ser domados a “látigo y bozal” una vez que lograran establecer dominio sobre ellos.

las damas del trono del Crisantemo


LAS INMARCESIBLES EMPERATRICES DEL JAPON
Cecilia Ruiz de Ríos
8 mujeres en total ocuparon el trono del Crisantemo en la historia del Japón, y algunas de ellas fueron excelsas gobernantes y estadistas, cumpliendo con la frase que en el siglo XX hiciera el gran Winston Churchill respecto a que “muy bien está el país bajo el mando de una mujer.”Lástima que solo machos corruptos han ensuciado la silla presidencial acá, a excepción de doña Violeta!
La emperatriz Suiko del siglo VI de la era cristiana encabeza la lista de emperatrices siendo el mandamás # 33 de acuerdo al orden tradicional de sucesión en el Trono del Crisantemo. Fue la primera hembra en gobernar sola. Se le conoce también como Princesa Nukatabe y póstumamente como Toyomike Kashikiya, y fue la tercera hija del emperador Kimmei. La habían casado con su medio hermano el emperador Bidatsu después que la primera consorte de éste falleció. Suizo pasó a ser la esposa oficial y en el transcurso de los años le tuvo dos varones y tres hijas a su esposo. Tras la muerte de Bidatsu, el hermano de Suiko (Yomei) llegó al poder, pero la fiesta le duró solo 2 años pues enfermó gravemente y murió. Tras la muerte de Yomei hubo una cruenta lucha por el poder entre los clanes Soga y Mononobe, ganando los Soga al poner en el trono al emperador Sushun en 587, quien tampoco duró mucho pues lo asesinaron en 592. Fue cuando eligieron a Suiko como la primera mujer gobernante, y una vez en el poder supo mostrar que era una mujer de armas tomar. Aunque ella había tomado votos de monja budista antes de acceder al trono, Suiko obviamente no pasó su reinado solamente rezando. Ella reconoció oficialmente al budismo como religión estatal, en 604 se adoptó una Constitución de 17 artículos. En su lecho de muerte un 15 de abril de 628 ella solo dejó vagas indicaciones sobre quién de los 2 herederos debía reinar: el príncipe Tamura,quien llegaría al trono como el emperador Jomei en el año 629. No sería hasta unas décadas después que en el año 642 una bisnieta de Bidatsu-el marido de Suiko-llegaría al trono como la emperatriz Kogyoku. Al nacer era la princesa Takara y era la esposa del emperador Jomei.Ellos habían tenido 3 hijos. Kogyoku ascendió al trono como mandamás no.35 y luego de nuevo como gobernante no.37 como Emperatriz Samei en 655. Durante su primer reinado se vio opuesta por uno de sus hijos, quien planeaba darle un golpe de estado. Profundamente dolida por eso, la emperatriz abdicó al trono.Cuando su hermano Kotoku, quien estuvo en el trono su abdicación, murió ella retomó las riendas del poder. Durante su segundo reinado la emperatriz se pasó buen tiempo en guerra, y el conflicto fue con Korea.Ella se alistaba a guerrear contra los miembros del reinado Silla en Korea cuando el 24 de agosto del año 661 tuvo la sal de morirse en el palacio Asakura antes que sus huestes marcharan hacia el enfrentamiento. No fue hasta en noviembre del mismo año que le darían sepultura a su cuerpo, y su hijo por fin pudo acceder al trono como el emperador Tenji.
La emperatriz Jito fue la gobernante número 41 en la larga lista de emperadores nipones. Hija del emperador Tenji, era la esposa del emperador Temmu , quien para colmo era su tío también. En el año 687 ella tomó el trono y gracias a su férrea voluntad sería que su nietecito Mommu pudiera posteriormente convertirse en monarca. Esta hermosa abuela abdicaría a favor de Mommu en el 697 y sería la mejor consejera de Mommu hasta su muerte el 22 de diciembre del año 702.
El cuadragésimotercer gobernante imperial del Japón también sería una mujer: la emperatriz Gemmei. Hija del emperador Tenji y esposa del príncipe KUsakabe no Miko, era la nuera de la emperatriz Jito. En la maraña de relaciones endogámicas, Gemmei era tía de su esposo. Cuiando el hijo de ambos, Mommu, murió en 707, ella aceptó el trono para calentarlo para Sho Mu, quien era nietecito de ella. Pero en 715 Gemmei abdicaría a favor de la hermana de Mommu, la emperatriz Gensho. En 708 Gemmei movió la capital del Japón hacia el oeste de la ciudad de Nara, dando así inicio al período histórico que conocemos como período Nara del Japón.Gemmei moriría un 7 de diciembre del año 721, siendo sucedida en el trono por la emperatriz Gensho.
Como gobernante no.44, nació como la princesa Hidaka. Era la hermana mayor del emperador Mommu, hija de la emperatriz Gemmei, nieta de los emperadores Temmu y Jito, y a través de la línea materna nieta del emperador Tenji. Mejor linaje no pudo haber pedido la señorita, ya que la recordamos como una de las solteronas más empedernidas de la historia. Gensho fue colocada por su mami a calentar el trono para el futuro emperador Mommu, quien estaba demasiado chiquito para gobernar solo. Bajo su reino en 720 fue publicado el Nihonshoki, primer libro de historia del Japón. En 724 ella abdicaría a favor de OSMU. Jamás quiso casarse ni dejó hijo alguno.
Nacida en 718 y fallecida el 28 de agosto de 770, Koken fue la emperatriz número 46 y 48 de la larga lista sucesoria, ya que primero rigió el destino del Japón entre 749 y 758 como emperatriz Koken y luego como emperatriz Shotoku en su segundo período entre 764 y 770 de la era cristiana. La primera vez fue sucedida por su primo el emperador Junnin, pero 6 años después de haber abdicado se arrepintió y le quitó la corona al primo para volverla a usar ella. Hoy en día se le recuerda como una mujer caprichosa y por su tórrido affair con el monje budista Dokyo, un hombre a quien le pagó su cariño con títulos y riquezas. Este amorío ilustraba el creciente poder del budismo y fue factor primordial para que el emperador Kammu decidiera mover la capital fuera de Nara en 784. Shotoku moriría desfigurada por una galopante viruela y fue sucedida a su muerte por el emperador Konin.
La emperatriz Meisho, nacida un 9 de enero de 1624 y muerta un 4 de diciembre de 1696, fue la gobernante número 109 del Japón imperial. Reinó desde el 22 de diciembre de 1629 hasta el 14 de noviembre de 1643. En realidad se llamaba Okiko. Era la segunda hija del emperador Go-Misunoo y su mamá era la hija del segundo shogún Tpkugawa Hidetada. Ella no pudo tener hijos propios, pero fue excelente madrastra para los hijos de su marido. Ella rindió tributo a dos anteriores emperatrices (Gemmei y Gensho) al unir sílabas de los nombres de las para formar su nombre imperial de Meisho. Ella se vio emperatriz cuando su papá el emperador abdicó tras el Incidente de las Ropas Púrpuras(no pudo mantener el poder ante los impulsos de los shogunes, quienes lo anulaban), pero el papá quiso mantenerla a mecate corto durante su reinado, a tal punto que ella abdicó luego a favor de su medio hermano menor, el emperador Go-Komyo.
La emperatriz Go-Sakuramachi sería la gobernante número 117 del Japón imperial. Ella fue la última de las emperatrices del Japón, estando en el poder desde el 13 de septiembre de 1762 hasta el 9 de enero de 1771 antes de abdicar a favor de su sobrino el emperador Go-Momozono. Ella moriría un 24 de diciembre de 1813. Había nacido con el nombre de Toshiko y tras de ella solo vendrían hombres en el trono del Crisantemo, pero ella llegó a reinar gracias a un decreto especial. Ella había llegado a gobernar tras 119 años de no haber una mujer mandamás, después de la emperatriz Meisho. Durante su reinado se abarcaron las eras Horeki y Meiwa, y al morir ella a los 73 años de edad dejó escrito un libro llamado Kinchu-nenju no koto (Asuntos de años en la corte Imperial) con contenido de sus poemas, cartas imperiales, crónicas y otros pensamientos, todos ellos de alta calidad literaria.

Pasear cadàveres, mearse en el palacio...y màs



Las locuras más regias de la historia
Cecilia Ruiz de Ríos
Que todos tenemos un poco de locos y generalmente poseemos el ego de un monarca no hay que dudarlo, siendo en mi caso esta aseveración lo más exacto posible. Pero cuando el soberano de una nación pierde la chaveta y comienza a sacar a bailar la camisa de fuerza que debió haberse puesto, la cosa cambia por completo. A lo largo de la historia, muchas cabezas no solo estuvieron coronadas o ungidas, sino también tocada por “las alas transparentes y cristalinas de la locura”, por citar a Solimán el Magnífico.
Cayo Germánico, más conocido en la historia del imperio romano como Calígula por su afición a usar botitas o caligae, en sus arranques de paranoia se llevó en el saco a un montón de gente, entre ellos dos hermanos, para llegar a ser emperador y quizás su único momento de sensatez lo tuvo cuando nombró a su caballo Incitatus como cónsul de Roma, ya que el corcel jamás mató, corrompió o robó a como lo hacen los políticos. Tras la muerte violenta de Calígula a manos de sus soldados, quienes comenzaron apuñaleándolo donde el vientre se alarga en los machos, el tío de Calígula-Claudio el Historiador-tomó el trono. Cuando este erudito pero deforme hombre fue apurado hacia el paraíso por su quinta esposa(hermana menor de Calígula) merced a un plato de hongos, Nerón llegó al poder para desgracia de todos, hasta de él mismo. Nerón no quiso ni que su primera esposa ni su envenenadora madre Agrippina lo mangoneara, y la primera murió decapitada por orden suya y de Poppea (la amante y futura esposa de Nerón) y la segunda fue eliminada gracias a una espada en el vientre. Ahí no terminó la orgía mortal de Nerón, quien tras casarse con Poppea le sonó una patada en el vientre gestante, acabando con madre e hijo de una sola coz. Faltaban miles de cristianos a quienes berón usó como teas humanas para iluminar el arena de sus juegos sangrientos.
El primer rey de lo que fue el embrión de la Francia que conocemos hoy en día fue Clodoveo II, y se volvió loco tras robarse como reliquia personal el brazo de un mártir. Su bisnieto fue Childerico III, a quien cariñosamente llamaban “El Idiota”, y babeaba tan copiosamente que en menos de 5 minutos pudo haber rellenado un balde con su propia saliva. Casi al concluir la Edad media, la castrante Blanca de Navarra se quejaba que su hijo Luis XI el Santo no estaba bien de la cabeza, pero este monarca hizo tanto ruido a favor del cristianismo yéndose en dos cruzadas(en la segunda se murió de una madre currutaca) que la agradecida iglesia católica hizo a un lado los desatinos de Luisito para canonizarlo. El hijo de Luis(porque eso sí, este santo de vez en cuando copulaba y no murió virgen, lo siento)Roberto de Clermont acabaría deschavetado después de ser golpeado en la cabeza con un martillo. Bajando por la escalinata del tiempo con los reyes franceses, uno de los peores fue Carlos VI, quien además de estar loco de atar, era romántico, sexy, cornudo y violento. A veces le dio por creerse de vidrio, y le daba por meter rodos de hierro entre sus ropas para evitar que lo quebraran. Le trepanaron la sesera dos veces pero quedó peor mientras su esposa Isabeau de Bavaria se refocilaba con Luis, el hermano menor del rey, teniendo numerosos bastardos.
Aunque los españoles a menudo se han reído de las vicisitudes por las que Francia ha pasado, a ellos también les tocó bailar con varias locas y locos. Los monarcas de la dinastía de los Habsburgo descendían de una de las locas más hermosas del mundo: Juana de Castilla. Hija de los hipócritas Reyes Católicos de España, la muchacha tenía a quien salir tarada, ya que Isabel de Portugal era su abuela a través de Isabel de Castilla la Católica. La ex princesa portuguesa convertida en reina de Castilla por su matrimonio con Juan había muerto loca en el castillo de Arévalo. Juana, quien siempre tuvo alucinaciones y unos celos enfermizos por su marido Felipe el Hermoso de Habsburgo, cuando éste murió a los 28 años de edad la pobre mujer terminó de perder los estribos, y se dio a un macabro paseo por toda España con el cadáver de su difunto marido. No fue hasta que Fernando de Aragón, el padre ya viudo de Juana, la pescó y la encerró en Tordesillas que la macabra pachanga de necrofilia de Juana acabó. La descendencia de esta pobre loca acabó con el rey Carlos II, quien además de loco, impotente, deforme y chiclán no pudo dejar hijos.
Hasta los flemáticos ingleses han tenido que llevarse las manos a la cabeza, perdiendo momentáneamente la compostura, asombrados ante las locuras de sus monarcas. La sangre contaminada de varios reyes ingleses les ha traído no solo gota, sino también locura. Víctima de la porfiria, el mojigato soberano Jorge III de la dinastía Hannover perdió la chaveta en el siglo XVIII, algo que fue aprovechado por las colonias inglesas para independizarse y formar los Estados Unidos de América. El pobre Jorge, quien quería ser recordado como el Rey Granjero, murió ciego, loco, sordo y meado el 29 de enero de 1820. Como si eso hubiera sido poco, la princesa inglesa Carolina Matilde se vio forzada, siendo una quinceañera, a casarse con el rey loco Christian VII de Dinamarca. Casi acaba loca ella misma cuando su regio marido se enteró que ella se las pegaba con un noble, y le tocó ver la muerte de su amante.
Los Estados Unidos por su parte tuvo brevemente la presencia de un emperador loco.Se trata del tristemente célebre Emperador Norton, quien en 1859 se proclamó a sí mismo Emperador de Estados Unidos y Protector de México para risotadas de los aztecas entre tequilas y tacos. Todas sus “proclamaciones de Estado” fueron publicadas en un puñado de periódicos de San Francisco y hasta osó mandarle cartas de “tú-atú” a la empurrada reina inglesa Victoria y al barbudo Abraham Lincoln.
Rusia se dio el lujo de tener dos zares a quienes hasta la vez no faltan quienes les acusen de locura criminal. En el siglo XVI, el primero en llamarse zar fue Iván IV el Grozny(El Terrible). Como presintiendo que iba a tener competencia en José Stalin en el siglo XX, Iván se aseguró a cometer los peores crímenes masivos, planificados mientras hervía en fiebre sifilítica combinada con fanatismo religioso. Iván en realidad perdió la chaveta cuando su primera esposa Anastasia”La Vaquilla” Romanova-a quien amaba tiernamente- murió en circunstancias rarísimas. A pesar de sus rarencias criminales, a Iván se le reconoce el haber expandido mucho el imperio ruso con nuevos territorios que él añadió.
El otro zar deschavetado fue un enorme y atractivo hombretón de 7 pies de estatura, Pedro I Romanov el Grande. Hiperkinético, musculoso, muy trabajador y sexualmente inagotable, este hombre creía firmemente que al occidentalizar a su atrasado reino iba directito hacia el progreso. Copió las formas de gobierno occidentales, inventos y costumbres, y entre ellas le dio por ponerle multas a quienes no quisieran rebanarse la barba o quitarse los enormes cotonos que usaban como atuendo cotidiano. Aficionado a la medicina, el formidable Pedro se autonombró dentista de la corte y comenzó a sacar muelas a diestra y siniestra. Comía acompañado de osos Kodiak y enanos. Casóse por amor en segundas nupcias con Martha, una ex prostituta Livonia con quien ya había tenido varios hijos, y acabó dando la orden para que mataran a su heredero Alexis acusándole de conspiración en su contra.

a veces piensan mejor que nosotros!




ANIMALES EN ROLES HUMANOS
Cecilia Ruiz de Ríos
Desde que al emperador loco Calígula se le ocurrió nombrar cónsul a su caballo Incitatus, cualquier clase de cosa ha pasado a formar parte de la política cotidiana, teniendo por seguro que muchas veces los animales, si los dejáramos obrar con su debida sabiduría, llevarían las riendas del mundo mejor que nosotros. A lo largo de la historia, una buena cantidad de criaturitas de Dios tuvieron que desarrollarse en roles tradicionalmente asignados a humanos.
Incitatus efectivamente fue primer cónsul de Roma cuando el emperador de la ciudad Eterna fue Calìgula, y afortunadamente jamás mandó a matar a nadie ni robó el erario, por lo cual fue mucho más honorable que muchos ministros de estado. No seria el único corcel de la historia en un rol humano, ya que Reckless (Audaz), un caballo que cargaba las municiones en la cruenta Guerra de Korea, fue sargento del ejército norteamericano. De seguro, si Reckless se hubiera dado cuenta de la masacre en la cual estaba participado, hubiera rechazado el ¡"honorífico" grado militar que le estaban asignando! Traveller, el caballo del general confederado Robert E.Lee, también fue enterrado con honores de capitán de la milicia del sur de Estados Unidos, siendo uno de los equinos más adorados del siglo XIX.
En el siglo XX, Sefton, un corcel integrado a la Caballería de la reina de Inglaterra, se cubriría de gloria al sobrevivir a un atentado del ERI (Ejército Republicano Irlandés) en 1982.Sefton se salvó porque un soldado metió su puño desnudo en su sangrante yugular, y cuando por fin se recuperó lo nombraron héroe inglés. En 1993, murió y fue sepultado con honores a la edad de 30 años. Viento del Diablo, negro corcel perteneciente al gran sultán otomano Selim I el Adusto, era teniente y recibía paga equivalente a su rango, solo que en avena dorada y cubos de azúcar. Morcillo, caballo que trajo Hernán Cortés cuando vino a deschincacar México, fue nombrado dios por los aztecas, quienes le recetaban pollo cocido y maìz reventado. Lastima que la dieta le hizo daño y no gozó de mucho tiempo como deidad local.
Los gatos en la historia han tenido toda suerte de roles asignados a humanos. Guillermo de Aquitania, trovador número uno del medievo francés, tras regresar de una cruzada nombró Caballero de la Bacinilla a su propio gordo y borludo gatoManx Gateau (Pudincito), quizás para compensar de que nunca le pudo conseguir una bacinilla de oro al gato a pesar de habérsela prometido cuando ambos partieron en la susodicha cruzada.

No sería el único bardo que le diera cargo a su micifuz, ya que el también galo Juan Alejandro de Normandía ennobleció a su fiel y rojiza Gnat, haciéndola Marquesa del Sena. Dicen las malas lenguas que incluso la reina María de Médicis firmó el documento mediante el cual Juan Alejandro ennoblecía a la mechuda gata, pero esa acta nunca ha podido ser ubicada. Shaka Zulú, gran monarca guerrero quien unificó a los zulúes, era muy estricto con sus soldados, pero toda la disciplina y cara de gruñón se le iba al diablo al estar con tres de sus coroneles: Khazilimpopo, Kalampopo y Limpopo.
Estos regordetes y rubicundos "militares" con nombramiento en el élite regimiento Fasimba eran los tres gatos abisinios del soberano, y jamás entrenaron nada más que sus uñas y mandíbulas. También eran los críticos y musas titulares de Shaka, quien jamás cantaba en público ninguna de sus canciones originales sin antes someterlas a la aprobación de su trío minino de coroneles. Simón, un gato negro de zapatitos blancos nacido en China, fue también primer grumete del barco Amatista de los ingleses cuando éstos se aferraban a su influencia en China a mediados del siglo XX.
Simòn, llamado Gran Navegante, defendió a la tripulación de su barco inglès para cubrirse de gloria mientras Mao trataba de ganar terreno en China, y luego su valentía le ganò la ùnica medalla al valor Dickin otorgada a felino alguno. Mientras el sexy chele gringo Bill Clinton sudaba a mares por el asunto Lewinsky y el puro extraviado, su gato de zapatitos Socks mantenìa la cordura como anfitrión de su propia pàgina web en la cual daba datos històricos de la Casa Blanca, asumiendo con dignidad el rol de Primer Miau de la nación màs poderosa del mundo. Solo le ganaba en aplomo y elegancia, pero en el siglo XV, la condesita Zara, gata titular de nada menos que el patriota rumano Vlad Tepes, màs conocido como Vlad el Empalador. Zara tenìa entre los tesoros de su cofre un collar que perteneció a una favorita del sultán otomano Bayaceto I y su pergamino que confirmaba su sangre azul.
Perros como el Laddie Boy del presidente gringo Warren Gamaliel Harding, el terrier oscuro Fala del presidente Franklin Delano Roosevelt y el spaniel Checkers del abochornado mandamás Richard Nixon fueron Primeros Canes de Estados Unidos en todo el sentido de la palabra, siendo amados por el pueblo casi tanto o más que por sus propios amos. Laddie Boy además era pésimo alcahuete, ya que cuando su amo Harding hacía el amor apresuradamente con su querida Nan Britton en el clóset del despacho Oval de la Casa Blanca, el pobre animal estallaba en aullidos delatores y gemidos lastimeros. Al quedarse Fala extraviado en las Islas Aleutianas, Roosevelt lo mandó a retirar en un destructor de la naviera, mientras que el Checkers de Nixon fue el único regalo que se negó a devolver cuando lo acusaron de haber tragado cantidades navegables de coimas. Triste sin embargo fue para Laika, la perrita callejera rusa convertida en astronauta, que la hayan mandado al espacio, pues los rusos no presupuestaron su regreso y quedó su pobre cacaste orbitando la tierra.
Algunos elefantes fueron asignados grados militares por sus agradecidos amos. Diat de la valiente reina Nzingha de Ndongo y Matamba era mayor del ejército que luchaba contra los esclavistas portugueses, y Ayed, elefante de combate del aguerrido Tigre de Mysore Tipoo Sultán era capitán de las huestes indias que lucharon contra los invasores ingleses en 1799.
Palomas mensajeras como la Putaine de Luxe (P de Lujo) y la Goulue(Golosa) que se destacaron en el sitio a Parìs montado por los alemanes durante la Guerra Franco-Prusiana en 1871 fueron llamadas Damas de la República por un agradecido pueblo francés, y en la Primera y Segunda Guerra Mundial el honor de la Medalla Dickin para Valor Animal recayó en palomas de la talla de GI Joe, Paddy, Bel Ami y Mary.
Es indudable que cuando el ser humano o las circunstancias asignan un rol como los antes mencionados a un animal, uno puede tener la certeza que el mamífero o ave en cuestión lo va a desempeñar con una lealtad, gallardía y honestidad como para dejarnos atrás a mil kilómetros a los humanos que querramos equipararnos con ellos. Es quizás por eso que muchos humanos preferimos la santa compañía de un perro fiel, o la alegría ronroneante y peluda de un gato amable que jamás habla mal de uno o las gracias cacareantes de un gallito Bantam, porque de los animales solo buenas cosas podemos esperar. No en vano decía Madame de Stael que mientras más miraba a los hombres, más le gustaba su perro !N `est-ce pas?

quien serìa yo sin ellos?


Los inmarcesibles teachers
Cecilia Ruiz de Ríos

“La flor de la sabiduría es la que nunca se marchita, sea el maestro su eterno jardinero.” Dijo el gran Oda Nobunaga, patriota y general japones que dio preciosas lecciones en cuanto a la práctica del patriotismo. Aunque los maestros ganamos salarios de miseria y nos vemos atropellados por doquier, la docencia ha sido lo más adictivo que yo he probado(incluso más que la Cocacola que abandone hace mas de un año). Como maestra empírica (además de periodista papafrita pues mis títulos están en idiomas e historia y jamás tuve cartón ni de reportera ni por cursar carrera de magisterio), no soy más que el resultado de varios profesores inolvidables a quien no puedo dejar de rendir el charro por haberme aguantado con tanta paciencia y amor.
Todo alumno tiene un coco imaginario o real en el closet de su enseñanza. El mío arribó en tercer grado en la forma de una inglesa profe, la Sra.Stewart. Era una señora que ya peinaba canas, muy parecida al rockero Rod Stewart, con cara de sabia y un acento feroz cockney. Ese acento ingles se me quedaría pegado en la boca por el resto de mi vida. Sin embargo, esta profe estaba preocupadísima porque yo era media lengua y la r se me atascaba entre los dientes de maíz y lo que llegaría a ser la lengua más viperina del país. Sugirió que me llevaran a docenas de medicos pero ningún hijo de Hipócrates daba con la raíz del clavo. Mrs.Stewart me ponía a hacer gárgaras de canela.
En una ocasión la estricta dama no me quería dejar que fuese a “donde el rey va solo”(el baño) y tras casi protagonizar un bochorno,logre escaparme. Una vez que hube terminado mi faena, un murciélago bebe cayó por un hoyo del cielo raso encima del inodoro donde yo estaba y tuvo tan mal tino de caer en mis bombachas. El pobre animal al verse en tan rara compañía(lease mi posterior)comenzó a aletear como loco y yo salí al patio de primaria dando gritos y pronunciando la r bien por primera vez en la vida…”el murciégalo, el murciégalo” mientras la teacher no sabía si desternillarse de la risa o sacar al pobre quiróptero de mis ropas. Una vez pasado el alboroto, Mrs.Stewart se sintió feliz que yo hubiese perdido mi r gálica y pudiera tener dicción perfecta, pero siempre me decía con gran malicia,”Te envió saludos el muercielago,Ceci!”
Caer en manos de doña Carmen Cajina de Mendieta y Mr. James Martin es lo mejor que me pudo haber pasado en secundaria, aunque en el aquel entonces no me percataba de lo afortunada que yo era. A ellos debo haberme convertido en escritora y haber adquirido la gula insaciable por la lectura. La hermosa doña Carmen me impartió castellano entre 1º. y 3er año, soportó pacientemente que me aprendiera La Mosca de Pepito y la versión inmencionable de la Margarita de nuestro Ruben Darío y yo diría que por su paciencia conmigo merece que el Papa gatero actual la canonice. Mr. Martin era un gringote grandote,con pelo liso de obsidiana y unos anteojos peligrosos, pues veía por encima de ellos y nada se le escapaba. Fue el genuino forjador de mi gramática inglesa sin mácula, y en una ocasión me negó un 100 solo por una coma mal puesta. Lo aborrecí con pasión en el momento, hoy se lo agradezco humildemente de rodillas si es necesario. Ya siendo profesional, hace unos 5 años volví a ver a Mr.Martin cuando estuvo momentáneamente dando clases en el mismo colegio de jaqueca donde estudie yo, y al enterarse el que yo había publicado varios libros y relatos, me pidió copias de ellos “ya que me siento co-autor porque yo te enseñe a escribir,”me dijo…y con todo el derecho del mundo!
Siendo estudiante del conservatorio nacional aquí en Managua habría de conocer a dos extraordinarios profesores: el galán y subyugador viejeño Julio Max Blanco(quien me daría clases de composición y piano) y el hombre que pasó a ser un segundo padre para mí: Salvador Cardenal Arguello, fundador de Radio Gueguense y el mejor musicólogo centroamericano. Don Julio y don Salva serían los perfectos ejemplos de puño de hierro con guante de seda: severos, estrictos, exigentes pero inmensamente dulces, caballerosos y respetuosos. Si por su lado don Julio tuvo miles de alumnos, don Salva solo escogió dos para ser sus pupilos directos: el leones Silvio Alejandro Cortez y yo.
Sin embargo, don Salva sigue teniendo miles de alumnos a traves de sus obras Pequeñas Lecciones de Música(que yo me lleve a Francia y las traduje al frances para el Conservatorio Nacional de allá) y Nicaragua, Música y canto. Don Salva además brindó su incondicional apoyo para ayudarme en la consecución de la beca que me llevó a Francia.
Una vez en Francia, hubo de todo un poco. En el Conservatorio regional de Estrasburgo, donde estuve llevando unas clases de música, Jean Batigne resultó ser un enorme oso barbudo con unas manos mágicas para la percusión pero tambien con el mal genio más bien sembrado que yo he visto en ser humano alguno. Mis cartas a Salvador Cardenal mencionando el carácter ogresco de este genial frances se asemejaban a las peripecias y lloros de una novela dickensiana, y los consejos para criar callos y aguantarlo que me mandaba don Salva eran interminables. Sin embargo, en París habría de toparme a dos increíbles teachers galas que me devolverían el ánimo: Madame Claude Yvette Marais de Valois, la gran pianista, y la Dra. Danielle Rocher, historiadora que fue discípula de nada menos que de mi ídolo Sir Winston Churchill. Madame Marais, a pesar de ser linajuda y muy adinerada, era maestra por vocación y una protectora de la juventud.
Amante de los dulces, los gatos, los niños y los autos veloces y tras tantos añs de matrimonio aún locamente infatuada de su marido jazzista senegales, aprender con ella fue un placer interminable. Cuando murió en un accidente al inicio de la decada de los 90 llore como un diluvio. La doctora Rocher aún vive y mantenemos el contacto por e-mail. Dotada de unos impactantes ojos verdes, piernas de Marlene Dietrich y una erudición espeluznante, la señora habla 8 idiomas y posee un sentido del humor irreverente y chispeante. Buena parte de los “inmencionables detalles” de los famosos que he repetido en mis escritos de historia hallan su origen en alguna tarde de clase en la universidad, donde ella nos revelaba lo que yacía entre las secas líneas de libros de historia mientras todos nos partíamos de la risa. Fue ella quien me enseñó a llamar pan al pan y vino al vino aunque me vinieran críticas o censura encima.
Muchas veces la universidad nos corona con título y muchos conocimientos pero la vida real fuera de las aulas nos imparte el barniz final en nuestra búsqueda de la sabiduría y el roce mundano. Ya casada, madre de una cría, y a los 33 años me toparía a un icreíble maestro práctico en un evento de lanzamiento de productos Scribe en un hotel capitalino. Este teacher tendría una sensual mollera desnuda, una tremenda experiencia de la vida y cero pelos en la lengua: Emigdio Suárez. Me hizo “una propuesta que no podes rehúsar” por citar a Mario Puzo en El Padrino, y trabajando a su lado aprendí cosas que jamás tuvieron cátedra ni en la Sorbonne IV sobre la calle Victor Cousin de París ni en otro lado.
A los 47 años, mis 30 primaveras como profesora mucho le deben a esos profesores que tuve. Gracias a ellos, los que han estudiado conmigo han podido ir avanzando, a trompicones a veces, por la senda de la enseñanza.He aprendido tanto de mis profes como de los alumnos que como flores de distintos colores han adornado mis días. Y he verificado que a los alumnos no les importa cuánto unos sabe, hasta que ellos sepan cuánto me importan ellos a mí.

American Dream...O pesadilla?



MADE IN USA:Las Curiosidades más Estrambóticas de la Historia Norteamericana

Cecilia Ruiz de Ríos

Tras haber estado enseñando el inglés durante 31 años y presenciar el entusiasmo que todo mundo tiene en aprender el inglés como una herramienta más para competir en la globalización lógicamente me lleva a recordar algunas de las curiosidades más estrambóticas de la historia de los Estados Unidos. Hoy que se conmemora un aniversario más de la independencia de la Nación del Aguila Calva, recordaremos algunos de estos datos.
El primer presidente oficial, Jorge Washington, fue un elegantísimo pelirrojo de elevada estatura cuya dentadura fue la fuente de sus mayores apuros. Cuando llegó a ser presidente tras ser inaugurado como tal en la famosa Wall Street y no en la Casa Blanca (la cual como tal aún no existía), no poseía más que un solo diente propio y usaba dentaduras postizas, ya fueran de dientes ajenos, marfil o plomo. Jorge fue quien introdujo la mula a los Estados Unidos, y el primerito en cultivar rosas a gran escala. También fermentaba su propia cerveza. Lástima que no tuvo hijos, aunque fue el papi de la democracia norteamericana. El segundo presidente gringo fue John Adams fue el primero en habitar en la Casa Blanca, y estableció la organización musical más vieja de los Estados Unidos:la Banda de los Marines. Tuvo una agitada amistad con su sucesor, Thomas Jefferson(quien al igual que Washington poseía una deliciosa cabellera roja), y aunque eran opuestos políticamente, llegaron a pelearse y reconciliarse con mucha alharaca. Jefferson por su parte era tremendo ornitólogo, y muchos historiadores lo catalogamos como el agente de bienes raíces más exitoso de la pelotita del mundo porque logró comprarle a Napoleón Bonaparte el territorio francés de la Luisiana( a tres centavos por acre!). Jefferson además fue el primero en establecer el apretón de manos (y no la genuflexión)como arma política, además de ser el primero en recortar el presupuesto militar y declararse jurídicamente inmune como presidente.
James Madison como cuarto presidente fue el primero en usar pantalones a como los conocemos hoy, y no las pantaletas que son las ancestras de los espantosos pantalones-pirata debajo de la rodilla que hoy usa mi hija. Para colmo, los dos sucesivos vicepresidentes que tuvo pasaron por la desgracia de morírsele a Madison mientras estaban en funciones. James Monroe como quinto presidente llevaba interesante historial. Fue el primero en ganar el Corazón Púrpura por una herida sufrida en combate durante la guerra revolucionaria. También fue el primero en treparse a un barco a vapor-El Savannah el 11 de mayo de 1819-en una excursión que duró un día entero. Su apoyo a los sufridos esclavos negros le valió que Monrovia, la capital de Liberia en Africa, fuera nombrada así en onor a él. John Quincy Adams, hijo del segundo presidente norteamericano, mostró ser muy poco ortodoxo al ser juramentado con la mano sobre las leyes del país, no sobre la tradicional biblia, lo cual tiene lógica para muchos ateos. Este señor se casó en el extranjero con una inglesa, siendo su esposa la única primera dama extranjera de la historia de EEUU. Adams fue el primero que instaló una mesa deabillar en la Casa Blanca, y el primero en ser entrevistado por periodista hembra. La tenaz Anne Royall logró acorralarlo cuando Adms nadaba en traje de Adán en el río Potomac, y la periodista le secuestró la ropa al ruborizado Adams hasta que él accedió a darle la entrevista que ella deseaba. Andrew Jackson fue el presidente quien instaló la primera tiña de baño en la Casa Blanca. Su boda con una divorciada alzó muchas cejas, sobre todo cuando su esposa exhibió el poco usual hábito de fumar tabaco en pipa. Fue el primer mandatario estadounidense en montarse a un tren, y como padrastro fue el mejor de la historia gringa ya que crió 11 hijos que no llevaban nexo sanguíneo suyo. Para colmo, a los 39 años de edad lo había herido en un duelo y siempre llevó alojada la bala cerca del corazón.
El patilludo Martín Van Buren tocaba arpa, era elegante y fue el primer presidente que fumó en pipa. Tuvo un tigre en la Casa Blanca, y en una ocasión en que la fiera casi se suelta, la samotana que armaron sus sirvientes fue motivo de risas a nivel nacional. El ex médico del feo perfil William Henry Harrison fue el primer presidente que se murió estando en la Casa Blanca. Lo hizo a poco más de un mes de su inauguración como mandatario a merced de una galopante pulmonía, y fue el primero en morir de lo que llaman popularmente “La Maldición de Tecumseh”. Esta leyenda afirma que al ser asesinado Tecumseh por las huestes de Harrison, el líder indio Shawnee maldijo a Harrison y a todo presidente gringo electo en año acabando en cero. La viuda de Harrison fue la primera delas primeras damas en recibir una pensión(25 mil dólares). John Tyler al morir Harrison pasó súbitamente de vicepresidente a presidente, y le llamaron Su Accidencia.
Fue el primero en dar ese paso a causa de muerte presidencial. Ya estando como presidente se casó en la Casa Blanca en segundas nupcias pues su primera mujer murió. Su segundo enlace fue con “la mujer más rica de EEUU”. No es de extrañarse que fue el más fértil de los mandatarios, procreando un total de 15 hijos. El siguiente mandatario James Knox Polk fue el primer mandatario en sobrevivir a una operación de cálculos en la vesícula biliar, siendo esta intervención realizada sin anestesia ni antisépticos. Fue el primero en celebrar la cena del Día de Acción de Gracias en la Casa Blanca. Sin embargo, su esposa fue la primera de las primeras damas en prohibir que se bailara o ingiriesen bebidas alcohólicas en la Casa Blanca. Polk para colmo se lleva un récord como para que se asusten nuestros mentirosos políticos criollos: fue el único que cumplió todas las promesas que hizo mientras estaba en campaña electoral. Zachary Taylor, presidente quien antes fue héroe de la Guerra Mexicana, guardaba el séptimo día como episcopal que era, por lo que muchos se preocupaban si EEUU estaba sin presidente en fin de semana cuando Taylor estuvo en la Casa Blanca. Fue el último presidente quien tuvo esclavos, y al llegar a la presidencia jamás había votado en su vida. Para colmo, fue el suegro de Jefferson Davies (el que se declaró presidente delos estados del sur cuando estalló la Guerra Civil pero al final del conflicto huyó ataviado de mujer). Taylor murió en julio de 1850 de una gastroenteritis tan galopante que se rumoró envenenamiento, por lo cual sus pobres restos tuvieron que ser exhumados.
Millard Fillmore tuvo una curiosa historia amorosa: fue el adulador no.1 de su maestra, con quien luego se casó. Cuando se dio el horrible siniestro en la Biblioteca del Congreso, el mandatario se convirtió en el primer bombero-presidente cuando él y parte de su gabinete corrieron con baldes de agua para sofocar las llamas. Modesto como él solo, se negó a recibir un grado honorífico que afirmó no poder leer (de la universidad de Oxford). Quizás por eso puso ahínco en montar una biblioteca en la Casa Blanca...Franklin Pierce, sucesor de Fillmore en el primer taburete norteamericano, fue el primero en poner un arbol navideño en la Casa Blanca. También fue acusado de homicidio cuando se pasó llevando a una pobre vieja y lo arrestaron. Cuando los cargos no fueron probados eficazmente lo soltaron.
Cuando el solterón James Buchanan fue juramentado, la ceremonia de inauguración fue la primera en ser fotografiada. Buchanan fue el primero en mandar un telegrama transatlántico a la reina Victoria en agosto de 1858. Buchanan además de tener una letra precios, poseía un águila calva muy malcriada como mascota, y tuvo que remitir unos tigres que le regalaron a un zoo. Abraham Lincoln sigue siendo catalogado como el mejor estadista que EEUU ha producido, sin embargo ni su madre pudo haber dicho con veracidad que era guapo. Los republicanos hasta llegaron a decir “Sabemos que el viejo Abe no es muy buen mozo, pero si todos los hombres feos de los EEUU votan por él, se verá seguramente electo.” El hombre quien fue el primero en llevar barba en la Casa Blanca fue el primero en apoyar que las mujeres consiguiesen el voto, practicaba lucha libre, tuvo l primera sesión espiritista en la Casa Blanca y era tan ailurófilo que dijo “por más que los gatos se peleen ruidosamente, siempre resultan más y más gatitos.”

Cuando el pavo no da gracias por morir



Entre el Chompipe y el Patuleco, gracias a dios por qué?
Cecilia Ruiz de Ríos

Jamás se ha probado tanto aquel refrán judío de que el cuerpo y la mente ociosa son el perfecto taller del mero diablo como cuando en 1939, uno de los mejores estadistas de la pelotita del mundo, a pesar de tener amplio quehacer, se puso a hacerle calistenias al cerebro en un ratito libre que se recetó. Franklin Delano Roosevelt, el único presidente gringo quien se vio electo 4 veces a mandamás (y en la última vuelta, dicen las malas lenguas que se voló la cerca ayudado de su perrito Fala), en 1939 venía que buscar cómo el pueblo norteamericano se repusiera de 10 años de lipidia por la Depresión, y para colmo le había caído de corbata el inicio de la II Guerra Mundial en Europa. Cuando los minoristas de Gringolandia le fueron con el lloro que atrasara la festividad de Acción de Gracias por una semana para poder vender mejor para aprovechar la racha consumista navideña, ni se mosqueó en su silla de ruedas antes de darle el sí. Quizás no pensó que el cambio, que parecía pequeño, fuera a causar revuelo cuando salió publicada su Proclamación de Acción de Gracias.
A todos los gringuitos les meten en la cabeza desde cipotillos que la razón por la cual se da gracias a Dios con una cena enorme en la noche del tercer jueves de noviembre es porque los peregrinos que acababan de aterrizar en América(dado que eran vistos como plaga en Inglaterra) tuvieron la sagacidad de ganarse la confianza de los bondadosos indígenas, quienes les ayudaron a adaptarse a su nuevo hogar. Los peregrinos, que eran odiados por los católicos en Inglaterra, vinieron con una mano adelante y otra atrás a bordo del barco Mayflower el 11 de diciembre de 1620 en un estado de imbañabilidad absoluta, y para 1621 entre el 21 de septiembre y el 11 de noviembre, se sentaron a la mesa en una fiesta de 3 días con los indios que les habían echado una mano para establecerse, sin saber que le habían dado un soplo de asistencia al mismito diablo blanco que los iba a despojar de tierras, cosechas y hasta la identidad. Por supuesto que a los chateles gringos no les cuentan la cosa a como fue en realidad, pues por haber sido tan amistosos y solidarios los pieles rojas acabarían ultrajados y hueliéndose el dedo porque al baboso ni Dios lo quiere.
Los rubiecitos peregrinos armaron comilona con unos 90 indios de los Wampanoag incluyendo al cuaco jefe de estos, Massasoil, a quien por poco le acaban diciendo si quería más masa, lorita. La invitación la hizo el gobernador William Bradford. Comieron como contratados, y en el menú iba el chompipe, gansos,zarcetas, bayas, pescado, almejas, ciruelas y calabaza hervida.
Antes que Franklin Delano Roosevelt tuviera el bombillazo de emitir su proclamación, Acción de Gracias ya se celebraba pero sin tanto boato y ruido. Se venía celebrando desde octubre de 1777 cuando en las 13 xolonias iniciales de las que se armó Estados Unidos celebrarom dicha efemérides. No fue hasta en 1789 que la celebración alcanzó categoría de asueto nacional, cuando el chiclán y modosito presidente George Washington proclamó que el jueves 26 de noviembre sería un día “de acción de gracias públicas y oraciones” para dar gracias por tener la oportunidad de vivir en una nueva nación y establecer una nueva constitución(la cual nació con un manchón de lodo en la cara debido a que aún existía la esclavitud!) A pesar de las pomposas palabras de Washington, el Día de Acción de Gracias aún no agarraba terreno como asueto nacional.
Sara Josepha Hale, editora de Godey´s Lady´s Book y autora de aquel sonsonete bobo de “Mary tenía un corderito”, pasó unos 30 años con la insistencia que se hiciera un asueto nacional de Acción de Gracias, ya que para ella esa fecha era la quintesencia de la americanidad(asumiendo que solo Estados Unidos fuera América...pobres gringos?) Tras la cruenta guerra civil(la única cuyo gas han aguantado los gringos en casita, porque todas las otras guerras las han ido a pelear en tierra ajena para no empolvar su terruño), Sarah Josepha volvió a la carga afirmando que se precisaba el día festivo como una forma de infundir esperanza y fe en la nación y en la constitución. El flaco Abe Lincoln ya estaba montado en su taburete en la Casa Blanca cuando como buen político, decidió oir a Sarah como una manera de utilizar una buena idea.
El 3 de octubre de 1863, Lincoln emitió su propia Proclamación de Acción de Gracias que declaraba que el último jueves de noviembre estaría destinado a ser el día de “ acción de gracias y alabanzas” conforme la fecha ya establecida por Washington. Por primera vez la festividad se hizo un asueto nacional, con fecha exacta. Lincoln celebró al año siguiente su propia cena, y reza la leyenda que se encariñó tanto con un robusto pavo bostoniano que en lugar de servirlo a la mesa como plato central, lo tuvo vivo debajo de la mesa a sus pies lan´z+andole mendrugos de pan.
Por 75 años tras la administración de Lincoln, cada presidente celebró lo suyo a como mejor le dio la gana, muchos emitieron otras proclamas para no quedarse atrás, siempre en la misma fecha. En 1939 Franklin Delano Roosevelt no quiso ser mono imitador. Quiso complacer a los detallistas, quienes afirmaban que al ser el último jueves un 30 de noviembre, solo les quedaban 24 días para saquear los bolsillos de los consumistas y que eso no era mucho. FDR, siempre listo a ser complaciente, accedió. Con una semana más, los compradores gastarían más.
Fue así que el asueto se trasladó a como hoy lo conocemos.
Pero no todos estuvieron felices. Siempre se solía tener grandes juegos deportivos en el día de Acción de Gracias, t con el cambio, había que revisar el calendario. Los opositores al patuleco más útil de la historia aprovecharon para hacerle la vida imposible, afirmando que no tenía derecho de cambiar semejante tradición. Algunos iracundos como el alcalde de Atlantic City optó por cambiar el Thanksgiving a Franksgiving, burlándose del nombre del presidente FDR, quien según él cometía solo desatinos.
Aunque en la primera fiesta de Acción de Gracias se consumieron diversos platillos fuertes, fue el chompipe quien tuvo la sal de ser marcado para ser la estrella de la mesa. Dado que el pavo ya fue encontrado por los cheles en América, incluso hubo quienes quisieron hacer de él el animal nacional de los Estados Unidos. Benjamín Franklin, el hombre a quien le debemos la redacción de documentos de Estados de Unidos, los bifocales, y el pararrayos, fue quien propuso que fuera el chompipe el ave nacional de los gringos. La idea le supo a diablos al rubicundo Thomas Jefferson, quien no permitió que esa decisión se tomara. Benjamín Franklin-quien tenía talento para cualquier cosa, incluso para ser mal padre de un chico bastardo que él tenía-se afiló la lengua y llamó a los chompipes machos Tom Pavo (como en los gatos, que para el macho es “tom” y para las hembras reproductoras “queen” o reina), agregando que a Jefferson le encantaba desplegar la cola como el pavo, sobre todo entre las negras como su esclava amante Sally Hemmings.
Lejos estaban los puritanos de saber que estaban echando a andar una industria de megamillones de dólares cuando levantaron sus jarras repletas de cerveza para agradecer a los indios la gran ayuda que ellos les habían brindado. Lo cierto es que los Puritanos habían traído consigo la cerveza a bordo del Mayflower, barco en el cual venían empinando el codo camino a su nuevo hogar. Las cantidades de cerveza hoy consumidas por los gringos para este asueto sería suficiente para crear un Océano Pacífico cada 6 años. Y aunque en América Latina esta tradición netamente gringa no ha sido asimilada ni digerida, en Estados Unidos la movilización de la gente hacia casa para poder trinchar el pavo y comer pastel de calabaza genera ingresos millonarios para aerolíneas, ferrovías, supermercados y tiendas, mientras que apenas aparece noviembre en el calendario, la vida del pobre ave que debió ser el emblema del país capitalista más agresivo del mundo en lugar del águila, languidece con el reloj de arena desmigajando sus últimas horas en este valle de lágrimas.






estaban predestinados a ser asesinados?



LAS MACABRAS COINCIDENCIAS ENTRE DOS MAGNICIDIOS. LINCOLN Y KENNEDY
1. Cecilia Ruiz de Ríos
Hace unos días ofrecí una charla en el American Corner del Banco Central de Nicaragua sobre el asesinato del estadista gringo John F. Kennedy, por quien siempre he sentido una galopante admiración, y uno de los que estuvieron presente en dicha charla histórica me solicitaron que plasmara en un artículo las macabras coincidencias entre el asesinato de John F.Kennedy y el del presidente Abraham Lincoln, quien pagó con su vida el haber emancipado a los afroamericanos en EEUU.
Es indudable que cada uno de estos dos presidentes norteamericanos tuvieron un valor incalculable, tanto como personas como en calidad de estadistas. A ambos les tocó guiar el destino de la nación más poderosa del mundo en momentos en que el país era un barco atravesando gruesas tormentas. Si bien uno fue desesperadamente feo y tímido con el bello sexo y el otro descaradamente sexy y un león en la cama, la historia recuerda a ambos bajo luces muy favorables, y resultan ser dos de las figuras más amadas del turbulento pasado estadounidense.
Lincoln, de quien ni su mami no amada madrastra podría decir que era buen mozo, nació un 12 de febrero de 1809, y Kennedy, hijo de una señora dominante y un sinverguenza que tenía tanta virtud como una meretriz, vino al mundo en mayo de 1917. Lincoln fue electo al congreso en 1846, y el bello Kennedy lo logró 100 años más tarde, en 1946. Primera coincidencia que me eriza la melena. Tanto Lincoln como Kennedy fueron electos en años con 0, cargando con la horrible maldición que el maravilloso Shawnee Tecumseh echó antes de ser asesinado por William Henry Harrison en la batalla del Thames el 5 de octubre de 1813. Tecumseh dijo que todos los presidentes electos en años acabando en cero morirían violentamente, con o sin ayuda. Esto se cumplió con su cochino asesino Harrison, quien se eligió en año con 0 pero murió de pulmonía a un mes de haber entrado a la Casa Blanca como mandatario. Lincoln, electo en 1860 poco antes que estallara la guerra civil gringa por el asunto de la esclavitud, murió asesinado, a como morirían James Garfield (nada que ver con el gato anaranjado del mismo apellido) electo en 1880(y muerto en 1881 cuando mucho le travesearon la bala que estaba en un sitio inofensivo), William McKinley (electo en 1900, muerto en septiembre de 1901 por un disparo) y John F. Kennedy(electo por angostísimo margen en 1960 pero asesinado un 22 de noviembre de 1963). ¿Coincidencia macabra? ¡Ay machalá lagarto!
Nunca he sido adepta de la numerología, y solo creo en cosas que me como, me pongo o redacto, pero si uds. Suman las letras de los apellidos de Lincoln y Kennedy, ambos suman 7 letras cada uno. La suma de los nombres de los asesinos-John Wilkes Booth y Lee Harvey Oswald da 15 letras por cabeza. Ambos asesinos eran conocidos por sus nombres compuestos.
Tanto Lincoln como Kennedy estaban muy preocupados por el bienestar de los negros y el asunto de los derechos civiles. Lincoln emancipó a los afroamericanos mientras rugía la guerra civil, y Kennedy tuvo mucho acercamiento con Martín Luther King jr, y odió al Ku Klux Klan. Al momento de escoger esposas, ni Lincoln ni Kennedy sintieron una racha de pasión que les nublara la razón. Mary Todd, fea pero culta, pasó la vergüenza de que Lincoln la dejara vestida y alborotada para casarse una vez antes que Lincoln por fin diera el sí definitivo. Kennedy es de todos conocido que era sexy y le sobraban las chicas, pero a la hora de escoger esposa tomó a la bella, estirada, linajuda y talentosa Jackeline Lee Bouvier como consorte conveniente aunque no la amaba con locura. Ambas Mary y Jackie hablaban perfecto francés, pero a ambas les tocó sufrir el peor dolor de una madre cuando ya fueron primeras damas: ver el entierro de un hijo en la Casa Blanca.
Ambos presidentes fueron baleados en un viernes, y no faltaron fans religiosos que dijeran que la muerte de Lincoln en un Viernes Santo fuera un paralelo con el sacrificio del Colochón. De ambos asesinatos se dijo que eran producto de un complot, aunque esta teoría de la conspiración jamás ha podido ser probada en un 100 % y menos por la disparatada comisión Warren que malinvestigó el caso de Kennedy botando a la basura un montón de evidencias valiosas. Ambos estadistas fueron asesinados por renegados y resentidos sureños, Lincoln por un actorcillo de pacotilla que lo odiaba por haber dejado sin esclavo$ a las viejas ricachonas sureñas para quienes actuaba de gigoló, y Kennedy por un ex simpatizante de Stalin quien vivió en Rusia y tuvo una esposa rusa con la que fabricó dos chicas. Lincoln fue impactado en el Teatro Ford, y Kennedy viajaba en un auto modelo Lincoln de la empresa automotora Ford. Ambos sucesores al morir estos presidentes se apellidaban Jonson, y Andrew Jonson quien sucedió a Lincoln nació en 1808 mientras que Lindón B. Jonson nació exactamente cien años más tarde. El exhibicionista actorzuelo Booth nació en 1839, y el alocado Lee Harvey Oswald nació exactamente 100 años luego. Tras impactar a su víctima, Booth corrió de un teatro a una bodega. Lee Harvey Oswald impactó desde una bodega y se refugió en un teatro. Ambos asesinos fueron asesinados a su vez antes de pasar a los tribunales, cumpliendo aquello de quien a hierro mata a hierro muere.
Ninguno de los dos presidentes eran ejemplares de buena salud. Lincoln desde que venía en el vientre de su madre Nancy era enfermizo, a tal punto que un médico aconsejó a su mamá que mejor lo abortara. Afortunadamente, eso no sucedió. Lincoln padecía de depresiones profundas, al igual que Kennedy, quien toda su vida tuvo dolores a causa de sus lesiones columnares. A veces Kennedy debía andar un corset ortopédico y tomar analgésicos monumentales para poder deambular. Sin embargo, ambos presidentes jamás permitieron que sus dolencias los alejaran del trabajo y a ellos debemos muchos avances como parte de sus legados.
De orígenes disímiles y personalidades diametralmente opuestas, ambos presidentes también tuvieron pasatiempos y gustos distintos. Sin embargo, ambos supieron ganarse un lugar muy honroso en la historia a pesar de sus contratiempos, y aunque la muerte los arrebató de este valle de lágrimas antes que pudieran cumplir con sus mandatos, hoy los recordamos con particular cariño, admiración y respeto.

nada que ver con el Gladiador


El incomodísimo emperador Cómmodo
Cecilia Ruiz de Ríos
Tras el arribo bombástico de la cinta Gladiador, muchos alumnos y lectores me han solicitado información sobre Cómmodo, el odioso emperador romano que aparece como antagonista del gallardo general Máximo en la película. A como ya es costumbre, Hollywood hizo otra de sus ya proverbiales estupideces con la historia.
A como suele suceder en muchas ocasiones, con Cómmodo se dio aquello de "una rosa dio una espina." Su padre, Marco Aurelio, había sido uno de los emperadores más justos, probos e ilustrados del imperio romano. Había expandido las fronteras del imperio, hecho numerosas reformas y hasta había tenido el humanismo de suspender las grotescas lidias entre animales y gladiadores.Pero este filósofo y aguerrido general que era Marco Aurelio tenía una debilidad: adoraba a su bella pero infiel esposa Faustina, y quizás si se hubiera apareado con una hiena le hubiera salido la prole de mejor calidad. Con ella tuvo varios hijos, entre ellos la voluntariosa Lucila, y en 161 un par de mellizos (siendo uno de ellos Cómmodo, y el otro gemelo se murió en el parto.) No faltó quien conociendo las perversas costumbres de Faustina afirmara que los gemelitos eran regalito de un gladiador (recordemos que muchas matronas romanas pagaban buenos sestercios por refocilarse por una noche con musculosos gladiadores y atletas). Marco Aurelio adoraba a sus hijos y era un padre sobreprotector, y solía ser tan cabrón con su infiel cónyuge que ascendía a buenos puestos a los amantes de ésta. Faustina murió en 175 D.C. dejando a Marco Aurelio afligido y apenas se había enfriado el cuerpo de la perversa cuando éste la deificó y le bautizó una ciudad con su nombre. Marco Aurelio trató de forjar en Cómmodo a un digno sucesor. Desde chico lo quiso acostumbrar a los honores, nombrándole César adjunto cuando el diablillo apenas tenía 5 años y aún se meaba en la cama.
Cómmodo desde pequeño tuvo muy malas actuaciones. Cuando un esclavo le llevó demasiado caliente el agua para el baño, ordenó que el sirviente fuera arrojado vivo a un horno y el pobre tipo se salvó cuando un ingenioso compañero suyo ideó echar la piel de un cordero al fuego para que el chiquillo creyera que se había cumplido su orden. Cómmodo siempre prefirió jugar, hacer mucho ejercicio, bailar, cantar y andar de fiesta, pero odiaba los libros y era la pesadilla de sus tutores. Le gustaba andar con atletas y gladiadores, y era experto en trucos, mentiras, malas palabras y crueldad. Su padre lo casó con la bella Crispina, quien era gran amante del lujo pero no de su torpe y asqueroso marido. Marco Aurelio esperaba que a su deceso, Cómmodo pudiera tomar las riendas del imperio, y se lo llevó consigo en 178 a la Tercera Guerra Marcománica contra los bárbaros cerca del Danubio. Una vez en Vindobona (hoy Viena), la peste se apoderó del viejo César, quien murió poco menos que maquillado con sus propios excrementos tras presentar a su hijo como sucesor ante las fuerzas armadas(siendo falso que Cómmodo haya asesinado a su papá, a como se insinúa en Gladiador). Commodo tenía apenas 18 años, y en lugar de sellar la victoria de su padre sobre los bárbaros, hizo inmediatamente la paz con ellos para poderse largar a Roma a disfrutar de su nuevo cargo.
Como César, Cómmodo quiso disfrutar todos los privilegios del cargo sin abstenerse de nada. Para entonces era tan diestro con la flecha, el arco y la lidia que quiso mostrar a la plebe romana que era todo un gladiador. Por un tiempo abandonó su palacio para vivir entre los gladiadores en su escuela, condujo aurigas en las carreras y luchó en la arena contra animales y hombres. Por supuesto, los hombres tenían el mandato de dejarse matar por él, pero los animales no distinguían entre realeza y plebe y muchas veces estuvo a punto de ser aplastado por un furibundo hipopótamo o marcado por las garras de un hambriento tigre. Sus honorarios como gladiador provenían del erario del Tesoro Romano...y cobraba caro. Cómmodo además era un ludópata que en una mesa de juego podría derrochar millones en una sola sentada, bebía como contratado por Baco y tenía dos harenes, uno con 300 mujeres bellas y otro con 300 muchachos adolescentes. Entre las amantes favoritas estaba Marcia, de quien se dice que era cristiana y convencía a Cómmodo que libe-rara a los cristianos presos, pero sus costumbres sexuales eran más similares a las de una María Magdalena antes de conocer a Jesús. Cómmodo además aprovechaba que su hermana Lucila ya había enviudado para cometer incesto con ella, pero cuando descubrió que Lucila estaba involucrada en un complot en contra suya, la exilió a Capri y ahí la hizo ejecutar, por lo cual la versión en Gladiador de que ella lo vio morir en el circo es otra falacia más de Hollywood.
Cómmodo vivía en una estado cons-tante de ebriedad y frenesí sexual, y hasta reza la leyenda que en una ocasión quiso copular con una pantera negra que estaba en celo. Jugaba a los favoritos con sus funcionarios y dos de sus más allegados, Perennis y luego Cleandro, fueron entregados al senado y la plebe respectivamente para ser ejecutados tras haber gozado de ser los "mano derecha" sucesivos del caprichoso Cómmodo. Cómmodo vivió atemorizado después de un atentado a manos del senador Quintiano, y después de esta agresión concibió un odio monstruoso contra los senadores. Poco a poco Cómmodo se fue despachando a numerosos senadores acusados de conspiración y complot, una vez que se hubo aburrido de exterminar a sus familiares. En un solo día, 23 senadores perdieron la vida. Preso de una galopante egomanía, Cómmodo hizo forjar estatus suyas, y quiso llamar a Roma la Colonia Commodiana. El circo seguía siendo el medio propagandístico más usado por Cómmodo, y en él hacía gala de una valentía que no tenía ni para la guerra ni para gobernar.
Un 31 de diciembre del año 192, Cómmodo planificaba para estrenar el año nuevo un show especial en el circo. Leto, el sucesor del asesinado Cleandro en el cargo de jefe de los pretorianos, juzgó que ya eran intolerables las locuras de su jefe. Leto se enteró que Cómmodo pensaba iniciar una nueva ronda de asesinatos, y entre los nombres en la negra lista estaba el suyo y el de la apasionada Marcia. Ese último día del año 192 Marcia se armó de valor y le puso veneno en la comida a Cómmodo, al cual al igual que al tenebroso Rasputín tantos siglos más luego, ni le hizo cosquillas ni efecto alguno más grave que una buena currutaca. Desesperados, Leto y Marcia buscaron a un atleta con el cual el empe-rador a menudo practicaba lucha para que éste ahogara en su tina de baño a Cómmodo. De esa forma, a los 31 años de edad, Cómmodo murió ahogado en las perfumadas aguas de su baño y no en lucha en el circo contra un general que nunca existió. De esta forma se acabó la estirpe de los Antoninos, quedando en el poder el brevísimo Elvio Pertinax, quien a pesar de ser probo y justo también sería asesinado por los corruptos que florecieron bajo Cómmodo.

Que escultura de macho!



JOHNNY WEISSMULLER:EL TARZAN MAS EXQUISITO DE TODOS

Hace poco, una oyente del INJUDE llamó a mi programa Tiempo de Historia que se transmite cotidianamente por Radio Tiempo a las 8 a.m. para pedirme que hablara de los atletas más célebres de la historia, dado que era gran admiradora del inolvidable Jungle Jim y Tarzán a como lo personificó el bellísimo Johnny Weissmuller. Generaciones de mujeres han suspirado con sus cintas(incluida mi abuela, quien lo catalogaba como "obscenamente simpático.") Aunque hayan otras versiones del hombre mono creado por Edgard Rice Burroughs, entre ellos el espantoso Miles O´Keefe, para muchos la esencia del Tarzán siempre tendrá el cabello leonado y la figura apolínea del inolvidable nadador de origen europeo Johnny Weissmuller.
Curiosamente, Johnny al nacer a las 6:30 a.m. en 1904 en un pueblecito en Rumania, hijo de húngaros que posteriormente emigrarían a los Estados Unidos, no prometía ser gran cosa.Una vez en Estados Unidos, su papá se hizo cargo de una cervecería y miraba con profunda preocupación que su John era espantosamente enclenque, no salía de un resfriado cuando ya estaba con otra gripe.La anemia lo atacaba dándole tez marmórea, y cuando el cipote llegó a los once años, el afligido papá lo llevó a un médico. Johnny era alérgico al ejercicio y gustaba comer solo chucherías. El médico, viendo que el muchacho le hacía asco a correr, le recetó natación. Comenzó su aprendizaje con algo de desgano, pero fue mejorando cada día. Su cuerpo, hasta entonces de lagartija desnutrida y verdosa, se fue rellenando de musculatura y el primer rubor apareció en el rostro antes pálido del muchacho. Llegó a ostentar la envidiable estatura de 6 pies y tres pulgadas. Su peso se estabilizó en 190 libras de pura fibra. Ya siendo todo un pez en el agua, se dijo que podía retar al legendario nadador hawaiiano Duke Kahanamoku. Posteriormente, Johnny habría de nadar ante el famoso isleño y éste habría de presenciar cómo el muchacho rompía varios de sus récords. Ya era material olímpico.
Siendo campeón nacional en 1924, lo más lógico era que lo mandaran a los juegos olímpicos de 1924. Ahí estaba destinado a ganar medallas áureas en los eventos de 100 metros y 400 metros, ganando más oro en 1928 cuando conservó su status ganando en los 400 metros. En total, Johnny Weismuller ganó cinco medallas de oro en los juegos olímpicos de 1924 y 1928, tuvo 67 títulos mundiales en diversas competencias, fue el dueño de 65 títulos a nivel estadounidense y se ganó la idolatría de todos. Tanta destreza combinada con un rostro lindo y sex-appeal para regalar no podían pasar desapercibidos ante la máquina de sueños de Hollywood, y en 1929 Johnny pasó a la pantalla gigante con la cinta Glorificando a la Chica Norteamericana. Su rol era de un Adonis ataviado solo con hoja de parra, y las cejas se alzaron escandalizadas. Tras el exito de la cinta, Luis B. Mayer a través de Irving Thalberg le echó el ojo a dos historias de Edgard Rice Burroughs sobre Tarzan, el hombre mono. Cyril Hume, al observar a Johnny nadando en la piscina del hotel, opinó que sería el Tarzán idóneo. Weissmuller tenía un contrato estrujante con BVD para promocionar calzoncillos y trajes de baño. La Metro Goldwyn Mayer logró que lo soltaran del contrato prometiendo que muchas de las estrellas del estudio posarían en los mismos trajes de baño. Los estudios soltaron una campaña publicitaria en la cual promocionaban a Johnny como " el único hombre en Hollywood que es natural y que puede actuar sin ropa." En 1932 salió la primera cinta de Tarzán, llamada Tarzán el Hombre Mono y esta película fue rotundo éxito taquillero. Para entonces Johnny ya estaba casado con Bobbe Arnst, y el estudio le pagó a su esposa 10 mil dólares para que se divorciara de él y lo dejara libre, ya que las mujeres lo asediaban hasta cuando iba al baño. En 1942 la Metro Goldwyn Mayer agotó sus films de Tarzán, pero Johnny fue contratado por RKO para ser nuevamente el hombre mono en seis nuevas aventuras fílmicas. Después de eso, Johnny fue contratado por Columbia para hacer 16 películas de Jungle Jim(Jim de la Selva), un personaje que fue tan bien acogido como Tarzán. Johnny finalmente pudo retirarse a sus negocios privados en Fort Lauderdale, Florida.
Johnny Weismuller fue creador de una leyenda inmortal como Tarzán. Cuando debía llenar su documentación para participar en los juegos olímpicos de 1924, debió falsificar una partida de nacimiento que lo colocaba como nacido en Windber, Pennsylvania el 2 de junio de 1904. Dado que era rumano de nacimiento y no fue admitido como ciudadano gringo hasta en la década de los 20, Johnny no hubiera podido participar como miembro del equipo olímpico norteamericano si no hubiera recurrido a esta engañifa. Johnny poseía el don de la empatía, mediante el cual el humano se comunica a las maravillas con los animales. Pues en una ocasión en que visitaba un zoo, Johnny ocasionó tanto revuelo en la jaula de los changos que tuvieron que sacar a uno de ellos para que lo chineara el legendario Tarzán. Cuando Johnny devolvió a la peluda criaturita a su jaula, ésta no quería desprenderse de él. El atractivo de Johnny no solo ejercía fascinación sobre los animales. Las hembras de la especie enloquecían por él, y estuvo casado en 6 ocasiones, además de protagonizar affaires con estrellas como Joan Crawford y aventuras hasta con la legendaria novelista hindú Kamala Napurdalah, quien le robó un calzoncillo amarillo como trofeo de la única noche de amor que pasaron juntos en California. Las esposas de Johnny fueron Bobbe Arnst(1931 a 1932), la mejicana Lupe Vélez(1933 a 1939,acabando en ruidoso divorcio), Beryl Scott(1940 a 1948, con quien tuvo tres hijos), Camila Luisa(cuyo certificado de boda nunca apareció), Ailene Gates (1948-1962) y María Block, quien estuvo a su lado hasta que murió un 20 de enero de 1984. Su matrimonio con la azteca Lupe Vélez fue particularmente tormentoso, ya que Lupe lo celaba hasta con el aire que respiraba Johnny, y en varias ocasiones lo llegó a agredir físicamente. Varias veces el astro debió presentarse al estudio con mordeduras, golpes y arañazos que eran cortesía de su demoníaca esposa, pero nunca se atrevió a levantar una mano en contra de Lupe. Se cuenta que Lupe una vez lo quiso lanzar del balcón de una lujosa suite de hotel, y los daños sicológicos infligidos por esta temperamental mujer casi llevan al pobre Johnny a la locura. Ya siendo célebre como Tarzán, Johnny visitó Cuba cuando Fidel Castro recién había derrocado al régimen de Batista cuando se le ocurrió jugar golf. Unos tipos malencarados que eran de los militares de Castro acecharon para llevarse a Johnny, pero éste los desarmó emitiendo el famoso alarido de Tarzán. El mal momento de desconfianza fue olvidado y Johnny fue llevado hasta donde pudo jugar golf en paz.

LAS PERLAS LAPIDARIAS QUE EL COCO LUCE


PERLAS LAPIDARIAS
Toda mi vida he admirado a aquellos que no tienen pelos en la lengua. Entre ellos figura el compositor judío galo Serge Gainsbourg a quien conocí en París y quien afirmaba que “el hombre creó a dios, y lo inverso queda por ser probado.” El cineasta español Luis Buñuel, quien además dijo que era ateo gracias a dios, dijo estar en contra de la ética convencional, fantasía tradicionales, sentimentalismos y los cochinos valores de la sociedad. Siglos antes, el excomulgado Giordano Bruno afirmaba que “con la suerte de tu lado, puedes pasártelas sin cerebro.”
En honor a ellos y otros genios que han sabido espetar sus opiniones sin miedo, he creado esta página de Perlas Lapidarias, con chisporrotazos filosóficos brotados entre una clase y otra, en elegantes salas de espera mientras los no-pensantes me sacan carcajadas, o los crédulos temen a sapos reales en jardines imaginarios. Esta es mi salida oficial del clóset: si hay piedras para lapidarme yo también las tengo para matar a la ignorancia.

Cecilia Ruiz de Ríos
Cecilia Giordano Buñuel y Lorca Serge

-Pobre hombre! Aunque los sentidos de momento genuflecten, el raciocinio y la lógica te asestan una coz definitiva!

-El menos común de nuestros sentidos es el sentido común, los otros cinco ordinariamente nos equivocan.

-En el preciso momento en que me maravillo de lo que digo, tengo una pizca de estupidez, y muchos granos de vanidad.

-Cada vez que alguien se una a una turba es porque se ha quedado mudo.

-El perro es fiel porque teme, el gato es autosuficiente porque sabe.

-El amor puede proclamar ser eterno siempre que medien kilómetros entre los amados.

-Cualquiera puede filosofar pero eso no lo exime de emanar disparates.

-Me dijo que era su alma gemela: sentencia de muerte o insulto menor?

-Sos tan patán que si te fuera posible, te patearías tu propio culo.

-Si te afirma un religioso que salvará tu alma, podrás de inmediato acusarlo de estafa.

-Si una religión quiere calistenias o que enredemos nuestros cuerpos como changos de circo, desea papanatas y no pensantes como devotos.

-La más burda y carcajeable explicación para nuestras vicisitudes es decir que estamos pagando facturas vencidas de anterior vida, con intereses en ésta.

-Los judíos no se arrodillan, son el pueblo elegido de dios. Los ateos no tenemos ante quien genuflectar.

-Yo soy yo pero el espejo quiere imitarme.

-Aunque las religiones se ceban de la ignorancia y oscurantismo, tratan de reclutar intelectos para poder expandirse como tumor canceroso.

-Mientras más grités para argumentar que tenés razón, más sospecho que estás equivocado.

-Sentidos: trampa placentera que nos lanza natura para perder la razón (calidad) y aumentar la especie (cantidad).

-Una pobre sombra de mujer con mechas pintadas se persigna mientras yo filosofo con frases lapidarias y me río: teme por la muerte de su propia ignorancia.

-Todo bienestar familiar cuenta con la muerte de la autodeterminación femenina para poder existir.

-Si en la antigüedad mataban al portador de malas noticias, hoy en día no habría un solo corresponsal de guerra vivito y coleando!

-Tu paso por la universidad solo sirvió para extenderte un certificado donde no se confirma cuánto aún te queda por aprender.

-Diploma: factura extendida por la universidad para tapar cuánto aprendizaje quedaste debiendo.

-PERRA ( en inglés BITCH): porque aunque no ladro digo cosas que muerden (verdades).

-Al próximo mentecato mojigato que me diga que mis heridas de guerra son el saldo de una factura impaga en vida anterior, le paso una nota de cobro inmediatamente pagable en esta vida!

-El ejercicio indiscriminado de la líbido es el mejor atentado contra la creatividad.

-El grito y la sensatez son inversamente proporcionales: mientras más me ofusco menos razón me asiste.


-Salió de la sesión de oración como cucaracha mal atomizada por el insecticida de la imbecilidad.

-El que se suma con fanatismo a la ignorancia colectiva de la religión es igualito al conductor que maneja con cinco litros de etílico entre pecho y espalda.

-El amor eterno es inversamente proporcional a la tasa de convivencia de los amantes.

-Me sale más barato reírme de mis quimeras que creer en ellas.

-Niego que exista una deidad no por estar confundida o errada, sino porque estoy en lo concreto.

-Si los ojos son la ventana del alma, yo debí nacer ciega.

-Las ilusiones son la matriz de las decepciones.

-Dijo que renunciaba a los placeres de los sentidos, pero antes de meterse al Sahara de la abstinencia, se atiborró hasta tener un empacho.

-La descortesía es el guijarro que rompe el vidrio frágil de la amistad.

-Si de veras no existo no me busques. Firmado: dios.

-Si dios tiene siervos, para que sirve una deidad?

-Cuando un animal cumple con su deber, el humano le ejecuta. Si el que cumple es un hombre o una mujer, es condecorado.

-Me llamas aberrado porque yo ya hice y gocé de lo que vos querés hacer en secreto pero no has logrado.

-Si vos mismo no sabés lo que querés no seré yo quien lo sepa.

-Algunas religiones condenan al iluso y olvidan autocondenarse por ser los patrocinadores de la quimera de dios.

-La religión es el consenso de la estupidez, mezquindad, codicia e ignorancia humana: por eso los animales son ateos por naturaleza.

-El corredor de bolsa especula con dinero que aún no posee, el sacerdote o fanático con una salvación y deidad que no existen.

-Los ascetas no están libres de la lujuria: solo saben ocultarla mejor que uno y por eso son los peores hipócritas.

-A veces me da miedo de lo que pienso: ahí inicia la sabiduría.

-Si vos ocupás mi tiempo te cobro. Si yo el tuyo me debés. Así funciona el capitalismo.

-Mientras más tiempo hemos pasado ante el espejo, éste menos nos quiere.

-Coup de foudre: reacción química entre las feromonas y las cirumstancias y cuyo producto es la detonación del desencanto.

-Lo irónico de las religiones es que proclaman la liberación del alma mientras exigen la sumisión del cuerpo y la conciencia.

-Dicen algunas secta orientales que “no somos el cuerpo”, pero en algunos casos el cuerpo de sus predicadores es lo único paladeable de esas personas.

-Buscó la matrona cómo ir a reparar el alma que no tenía, y casi se parte el culo que ya tenía.

-Si ese dios que resume todo lo sabe todo, padecerá de Alzheimer que siempre pide que le repitan las pruebas?

-Dios es el sumo reprobador y nos pone pruebas hasta que nos saca del aula del mundo con un cero en la existencia.

-La gente cree que me río sola porque estoy muy contenta, pero me contento con reírme de ellos.

-Cuando algo no existe tampoco tiene memoria.

-El paladar humano fue la primera genuina democracia pues por él todo ha pasado y seguirá pasando.

-La mujer seguirá siendo el culo del mundo mientras las religiones la sigan usando de excusado.

-Si todos mirásemos a nuestros cónyuges con la misma mirada que le echamos a un cheque jugoso a nuestro nombre, no habrían divorcios.

-Las decepciones son los impuestos que las quimeras de la vida nos cobra a los crédulos.

-Miro tanta mierda que acabo cagada de la risa.

-Era un jefe tan miserable que cuando daba café a sus empleados, los propinaba de sabores: a ratón, a viejo, a rancio y a cucaracha. Compraba paquetes de café vencido.

-En estos tiempos nos comunicamos con tecnología de punta! Por eso nos está llevando la gran puta.

-Solo Demócrito de Abdera quizás se rió más que yo! De veras que esta vida parece una horchata de átomos.

-La senda más directa hacia la santidad no es el celibato porque uno solo se aguanta a sí mismo: el camino directo es el matrimonio porque aguantar a otra persona conlleva demasiada paciencia, devoción y masoquismo.

-Hay deidades que precisan mucho ruidaje para convencer a sus devotos de que existen.

-El súmmum del masoquismo y fanatismo del religioso se da cuando brota estigmas, y lo peor es que dicen sentir tal experiencia como extáticamente rico.

--Cuando se deja la marihuana o la cocaína por el opio de la religión, solo se ha cambiado de amo para el esclavo.

-Si nos hicieron a imagen de dios y la deidad es infalible, por qué somos tan estúpidos.

-Estigmas religiosos: cuando el organismo del candidato a santo se burla de su ignorancia y fanatismo.

-Si crees en mí guardátelo porque no quiero insultarte al confesarte que no creo en nada ni nadie.

-Las grandes transnacionales al contratarte te inflan el ego para luego darse el orgasmo de desinflártelo al despedirte.

-Odio al capitalismo porque el dinero quiere que yo sea puta y no me da la gana.

-El miedo es el gran amor de la vida de la mediocridad.

-El comunismo es el coco que la madrastra del capitalismo usa para asustar al proletariado.

-Si algo te lleva más allá de una cháchara insulsa, es subversivo y debe ser suprimido de inmediato!

-Los genios son temidos porque piensan en minoría por lo que no quiere saber la mayoría.

-Yo amo a los gatos porque quiero su perfección.

-Si buscásemos al criminal más acusado de la historia, tendríamos que echar preso a dios porque muchas atrocidades se han cometido en su nombre.

porque es justo y necesario


Y SEGUIMOS LAPIDANDO

-No es sensato pagar por un perro y acabar ladrando uno mismo. Por eso es que dios es estúpido, siendo tan poderoso, necesita muchos siervos para existir.

-Cuando vos le hacès el amor en pùblico a una mujer, esa mujer acaba siendo una mujer pùblica.

-Con cada palabra que emitìs, voy acumulando ladrillos para el paredón donde luego te ejecutarè.

-La regla es la esclavitud de la mujer, y con ella pagamos el privilegio de ser superiores.

-Mientras los ancestros de los blancos se columpiaban como changos de las ramas, mitad de los míos mayas tenìan el mejor calendario y la otra mitad tenìa el Torah...entonces còmo hablamos de la supremacía blanca?

-El aprendizaje es el rico caldo que vamos sorbiendo a lo largo de la vida, pero hay algunos cuyo estòmago intelectual se quedò atrofiado.

-La prueba de que dios no existe es que cada quien le pone distinto nombre y al final nadie se pone de acuerdo para nombrar a lo que acaba siendo la nada, al vacìo.

-En la guerra vi sangre, llanto, dolor y plomo. Pero nunca fui reo de los instintos bajos de nadie, ni se hizo armisticio sobre mi vientre para extricarme un espurio.

-Hay guerras en las cuales es mejor hacer el odio que pasarse haciendo un amor ficticio.

-El capital acumulado de un ricacho es inversamente proporcional a la limpieza de su conciencia y a la generosidad de su si-acaso-existente corazón.

-Ser capitalista es garantía de tener dinero y poco escrúpulo, pero no es jamás sinónimo de ser pensante.

-Los castigos viajan en supersónico, las compensaciones en tortuga minusvàlida.

-Estàs tan ocupado como dios...por eso sos una màquina diseñada exclusivamente para protagonizar el ridículo.

-Hay hombres que confunden su pene con un micrófono o altavoz, y proceden a gritar amparados en su adminículo cualquier disparate que les pase por la cabeza menos pensante.

-Silencio! El macho està ululando! Pongan atención, tomen nota de cuanta galimatìa escupe, para que de sus errores y horrores aprendan uds. Y no hagan el mismo ridículo!

-La ignorancia galopante engendra al odio contra el trabajo.

-Hay jefes cuya acciòn de verdugo contra la creatividad les merece un Nobel a la mediocridad e inoperancia.

-El iletrado teme y se arrodilla. El culto enfrenta sus problemas, pero siempre de pie.

-Cuando alguien sube la escalera del èxito sobre su espalda y con la entrepierna al aire, lo màs seguro es que en su descenso viaje al fondo con la cabeza de primero y los pies cercenados.

La gata se sacude las pulgas y helepates



VV! (Thanksgiving for being me, says the Bitch)

-Es curioso que al aproximarse esa parodia de hermandad que es el Dìa de Acciòn de Gracias de los gringos, me percato cuàn pocas personas agradecen a quienes les tienden la mano.
-Para estas fiestas de noviembre te deseo que seas un hermoso pavo en Estados Unidos, dijo la mujer.
-Stephen King una vez dijo en una obra de ficciòn que no hay suelo màs pedregoso que el corazòn del hombre, pero es la realidad la que se encarga de confirmar dicha frase.
-Dijo el pensador que la ùnica importancia que usted tendrìa serìa el haberle extricado estas perlas de sabiduría.
-Esas carcajadas son los antimotines que despejan las turnas de los malos recuerdos.
-Habìa puesto tanto empeño en odiarle que cuando le tuve ante mì me aliviè: era demasiado chiquito para ,is rencores, me dijo la señora sonriendo-
-El catalizador es aquella sustancia que acelera una reacción quìmica pero es su triste destino no formar parte del producto final: quìmica elemental que ud. Debiò haber aprendido.
-Produjo un precioso bebè: què me importa de donde lo hubo la doña!
-Ponerle chocolate al banano para hacerlo en chocobanano es perjudicial para ambos ingredientes que cada uno por sì solo es bueno. Asì tambièn, hay quienes jamàs debieron de haberse ni saludado.
-Si vas a crear in dinosaurio aseguràte de tener una correa fuerte al sacarlo a pasear.
-NO señorito. No es usted Tarzàn ni yo Jane Ni siquiera la Chita. Yo reina, usted mi bufòn.Gracias!
-El mundo quedò bonito porque dios no delegò en nadie para hacerlo, pero le faltò perfección al mundo precisamente porque dios tampoco consultò con nadie.
-Los enojos son como granos de maìz que si los dejas adentro fermentando andaràs un barril de chicha atuto.
-Yo le agradezco de corazòn que usted sea tan ridìculo pues al hacerme reir esa risa equivale a toneladas de salud.
-El silencio es la ùnica tumba digna para el rencor.
-Cambiar a una pareja que te mata de aburrimiento por otra que te engaña las hormonas es buscarse un distinto tipo de enfado pero sin resolver el problema.
-Los patanes son tan ciegos ante la amabilidad que creen ver solamente cuchillos donde solo hay rosas.
-Los machos son discos duros obsoletos: no registran las memorias flash del genuino afecto cuando la vida les enchufa una.
-Amor de lejos no solo es de pendejos. Igual que los mìticos vampiros es un nosferatu que ni se refleja en el espejo y nos entorpece los reflejos.
-El silencio de los inocentes es lo que les hace culpables!
-Mi galeno me mandò a desparasitar.Cuàntas alimañas seràn químicamente exorcisadas por estas grajeas?
-Las làgrimas femeninas contienen la suficiente sal como para maldecirle siete vidas al hombre que las cause.
-Un sapo real brinca en mi jardìn imaginario y se ilusiona diciendo que soy su charco.
-No puedo deshacerme de vos si no te he adquirido.
-Dijo la reina Semìramis, vosotros temèis apestar a pescado…ay que les garantizo que hay hedores peores asi que no os preocupèis!
-Què se va a terminar….si aùn no hemos ni comenzado?
-Has sido un embarazo ectòpico para el cual me urge un aborto terapèutico, dijo la condesa.
-No preciso palabras cuando ya el silencio lo dijo todo.
-Al pendejo ni dios lo quiere, por eso lo hizo pendejo como castigo.
-Mi chispa de humor es la cura segura para los moretones de los ascos cotidianos.
-Usted està excusado? No, ni perdonado ni disculpado.ES un excusado repletito hasta el copetito.
-El problema de cambiar de rumbo en medio del vuelo es que podrìamos quedar como estampilla al pegar con un farallón de estiércol.
-Mi felicidad no obedece a factores exteriores o de coyuntura.Soy feliz porque siempre hubiera deseado ser yo…y afortunadamente ese deseo se me concediò!
-Claro que soy soberbia. Analìceme frìamente a ver si no tengo razòn: no se pegarìa seis caìdas en un alfiletero con tal de ser alguien como yo?
-Cuànta simonìa precisarìa pagar la iglesia catòlica para la expiaciòn total de todos sus pecados a travès del tiempo?Existirà tanto oro en la pelotita del mundo?
-Mi gata maneja la llave de la sabiduría femenina, nunca le pone atención a un macho màs allà de tres segundos.
-Las excusas y disculpas siempre nos llegan demasiado tarde, cuando ya no nos sirven màs que para enterrarlas en la misma tumba que la afrenta.
-Tenemos algo en comùn, dije.Solo que Sócrates jamàs fue tan lindo como yo.
-Vivieron un amor perfecto sin pleitos porque nunca estuvieron juntos por màs de 4 minutos.
-No hay final triste cuando ni hubo comienzo auspicioso.
-El ùnico amor eterno es el que no existe.
-Yo nunca me equivoco. Los que erran son quienes no me saben interpretar.